Habemus Papam

Habemus-Papam

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 


Por Santi Alonso

Me vendieron “Habemus Papam” como una comedia hace un par de meses y quedó entre mi listado de “pendientes”. Luego de la proclamación de Bergoglio como sumo pontífice pensé que era un gran momento para ver esta película.

El tema es así: El Papa ha muerto y el cónclave se reúne para la elección de un sucesor. Ningún cardenal quiere agarrar semejante despelote y con mucho temor votan a Melville quien será el nuevo representan te de la iglesia en el mundo. Tras el anuncio, el elegido entra en crisis, se caga en las patas y sale corriendo asustado en la asunción por no soportar la presión del peso de la historia negándose a aceptar su cargo.

Por ese motivo, los cerebros del vaticano buscan cuidar las apariencias y manejar la situación asistiendo al Papa contratando un psicólogo.

Estos son los lineamientos generales de la historia y lo mejor es bajar un poco la expectativa ya que no estamos ante un hilarante retrato de la iglesia ni un drama. “Habemus…” queda a medio camino y ofrece algunas situaciones que causan mucha gracia pero desentonan con las dudas existenciales que presenta el Papa que huye despavorido y escapa.

Las actuaciones funcionan perfectamente y los roles asignados para cada personaje son creíbles. No hay registro local de los actores ya se trata de una peli italiana y nunca llegan estas propuestas a la pantalla grande salvo las salas que difunden cine de autor. Algo parecido a lo que pasó con “Corre Lola, Corre” o “Batalla Real” (largometrajes de Alemania y Japón respectivamente) que nunca se proyectaron en salas comerciales.

El cine europeo, tiene una visión de mundo muy distinta a la convencional, menos estridencias, mejor gusto y una visión de mundo mucho más amplia, menos inocente y más sutil tanto en los contenidos como en la verosimilitud de los diálogos.

El director es Nanni Moretti, quien estuvo tras las cámaras en “La habitación del niño” (dramón sobre la muerte de un niño en una familia de clase media alta) y “Caro Diario” una autobiográfica en la que justamente Moretti se interpreta a sí mismo contando distintas micro-historias .

Y ya que estamos en esta onda, podemos recomendar “Cine Papal” con estos títulos:

*Anthony Quinn en “Las sandalias del pescador”

*Ángeles y Demonios de Ron Howard (Es una especie de Duro de Matar pero en el Vaticano)

*Papa, Juan Pablo II, con Jon Voight (El padre de Angelina Jolie hizo de Karrol en una miniserie de tv que salió en yanquilandia en el 2005)

*Lutero. La historia de Martín Lutero.

*Amen, de Costa Gavras. Complicidad entre la iglesia y la Alemania nazi.

*Sister Act o “Cambio de Hábito” con Whoopi Goldberg donde terminan cantando locamente frente al Papa.

*Cónclave Secreto: Película de 1952, historia del Papa Pío X y su elección.

Uniendo los Hemisferios